Otoño.

La manga agujereada, pongo un alfiler, a desastres simples, soluciones simples. Mis manos caen y vuelcan en un giro inmenso que rompe mi muñeca casi sin querer.
Siento como poco a poco se va el diluvio que cubría la tarde y las hojas van dejando que el agua resbale por ellas iniciando un goteo sin fin.
Y desde la ventana veo pisadas en la lluvia a través de la valla y los dos pinos. Avanzan hacia mi bajo un paraguas marrón. Aprieto con fuerza el puño. El alfiler se me clava en la palma de la mano como el agua en tus botas. Ya estás aquí.
Foto: Viaje en tren en Belgium.
Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo Sin categoría

2 Respuestas a “Otoño.

  1. Hay tanto que escribir sobre el puto otoño…

  2. Totalmente de acuerdo.A veces es asquerosamente melancólico.

Vomita aqui:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s